Un café que transmite la lujosa elegancia vienesa en cada sorbo.

 

Vierta 1,5 cucharada de chocolate en una taza de café. A continuación, prepare un espresso largo, viértalo en el vaso y añada 3 cucharadas de crema batida.

 

Decore con láminas de chocolate. ¡Ahora su café Viennese está listo para que lo disfruten!